En FoneStone estamos comprometidos con el impacto medioambiental que puede producir el mal reciclaje de los teléfonos móviles y tablets. ¿Cómo lo evitamos?

01. Reciclamos

Todas las partes utilizables y disponemos adecuadamente los residuos

Los componentes de los teléfonos y tablets que ya no usas pasan por un estricto control de calidad y funcionamiento seleccionando tan solo aquellas que ofrecen garantía para nuestros clientes.

Únicamente vendemos móviles que han sido supervisados y comprobados superando el control de calidad de nuestro servicio técnico los cuales operan con equipos de alta tecnología y certificados por Apple.

Enviándolos a los depósitos adecuados

02. Mantenemos

Los dispositivos y sus componentes fuera de los vertederos

Elementos que pueden ser peligrosos para el medioambiente, como la pantalla o la batería, se retiran y envían a empresas especializadas en reciclaje. Cada uno de estos elementos con mayor o menor índice de pureza  se trasladan a plantas más especializadas donde a través de procesos químicos se extraen los diferentes elementos.

La generación de residuos y emisiones de gases de efecto invernadero

03. Reducimos

Disminuimos el impacto de carbono

En el proceso de mitigar el impacto medioambiental de los teléfonos móviles y tablets es clave la reutilización y reciclaje de los diferentes componentes de terminales. De esta forma conseguiremos nuevos dispositivos sin necesidad de fabricación de componentes garantizando su perfecto funcionamiento.

Esta es una de nuestras preguntas frecuentes:

¿Qué es un producto reacondicionado?

Un producto reacondicionado tiene 3 características clave:

1. Ha tenido una vida anterior (ha pertenecido a un particular o a una empresa, ha estado en exposición, ya ha sido puesto en venta sin encontrar comprador, etc.).

2. Ha sido verificado por uno de nuestros profesionales cualificado antes de ponerse de nuevo en venta. Y si fuera necesario, ha sido restaurado y reparado. Esto nos lleva al tercer punto.

3. A nivel de rendimiento tecnológico, equivale a un producto nuevo. En cuanto a su estado estético, eso dependerá de la categoría otorgada al producto : “Perfecto” o “Como nuevo”.

Si quieres ver más preguntas frecuentes pincha aquí.